Lo último

Pepe Cabrera diseña una vivienda con alma en la que confluyen tradición, vanguardia, arquitectura, interiorismo y paisajismo.

0

Pepe Cabrera

Cami de La Bota numero 13,
cruce con Partida Negrals n11 (junto Lidl) 03700 Dénia (Alacant)
Tel: 96 578 07 70
www.pepecabrera.com

El reto que supone transformar una antigua finca de aperos de primera mitad del siglo XX en la huerta alicantina, se convierte en el último desafío de Pepe Cabrera. Un proyecto que transforma los usos de una vivienda que ha ido mutando con el paso del tiempo, para dar lugar a una cohesión arquitectónica adaptada a las necesidades de una casa actual.

Ca Lluís es un nuevo proyecto de Pepe Cabrera que respeta la tradición, adaptando la arquitectura existente, a una nueva arquitectura de vanguardia que convive y ensalza la edificación encontrada.
Este proyecto de Pepe Cabrera que respeta y transforma, que se abre y se cierra, convive en la discordancia entre el pasado y el presente para ofrecer una continuidad en el tiempo de esta vivienda de labranza.

En un estado de abandono, Ca Lluís partía de la necesidad de adaptar la totalidad de la edificación a un uso contemporáneo. Así pues, desde el estudio de Pepe Cabrera Arquitectura e Interiorismo, se realiza una labor de análisis de necesidades, del espacio, la arquitectura y el entorno para encontrar una fórmula donde pasado, presente y futuro sean capaces de convivir.

Aprovechando la buena orientación de la vivienda, las dos plantas de Ca Lluís se redistribuyen con la finalidad de generar un espacio atemporal y útil. Así, la cocina y el salón toman el lugar de los antiguos dormitorios; la escalera existente se convierte en una doble altura que permite la entrada de luz y genera una escalera con más peso en la arquitectura de la vivienda. Por otro lado, los huecos de ventanas existentes se respetan y se abren otros nuevos, y el grosor de los muros antiguos se aprovechan para generar sinergia en la vivienda, combinando las formas de preservar el calor y ventilar la vivienda con un sistema que combina los métodos tradicionales con los actuales.

Intervenir en una vivienda del siglo XX trae consigo labores de restauración y rehabilitación. En Ca Lluís se encontraron humedades por capilaridad que obligaron a Pepe Cabrera a reorganizar todo el sistema de ventilación por un sistema de cavity. Se ha bajado el suelo 10 cm, dotando a la arquitectura de un sistema de ventilación a la solera en contacto con el suelo para evitar la reaparición de humedades. Por otro lado, se interviene también en la recuperación y el tratamiento de las estructuras de madera existentes, se preservan vigas y se recupera la estructura de madera de la entrada.

En el exterior, una antigua caseta de labranza pasa ahora a convertirse en una zona chill out que preserva algunos elementos encontrados, incidiendo en la importancia de respetar los orígenes de la edificación y de la familia. Se generan de esta forma espacios actuales con elementos tradicionales, como una antigua colección de bastones, que pasan a formar parte de la decoración mural y que conviven con mesas y sillas de Vitra, y el sofá Dedon de Gandía Blasco con lámpara de Foscarini.

La construcción original coexiste con elementos actuales. En el exterior, un paellero metálico negro diseñado expresamente por Pepe Cabrera, sigue la forma del edificio al que se adhiere, generando una especie de “sombra” a la arquitectura encontrada.

Los exteriores se cubren y la vista se esconde y abre por voluntad de la arquitectura. Así, un muro de piedra delimita los espacios y divide la entrada de los coches de las vistas de la vivienda. Las puertas de entrada de la vivienda se diseñan en especial con acero laminado corten para generar una continuidad entre todos los espacios exteriores de la vivienda. A su vez, se mantiene el ladrillo refractario como material principal, que integra y da unidad al conjunto de volúmenes que componen la vivienda.

 

Arquitectura y paisajismo trabajan de la mano para conseguir una continuidad entre esta masía y su entorno. Así, se generan una serie de plataformas que unen la huerta y Ca Lluís gracias al uso de flores aromáticas del terreno, palmeras y olivos. Una vivienda con alma que genera un jardín sin prácticamente mantenimiento y una lámina de agua que cuenta con dos alturas (de ocio y nado) conectadas directamente con el paisaje que lo rodea, sólo limitado por un único vallado.

Pepe Cabrera transforma aquí la huerta en jardín y potencia la convivencia entre el pasado y el presente gracias al uso de una iluminación tranquila y discreta en los árboles y muros, y contemporánea en elementos lumínico-escultóricos como los árboles de Gandía Blasco.

En interior de Ca Lluís se emplea un pavimento cerámico de Vives Cerámica que genera dibujos geométricos, haciendo un guiño al pavimento tradicional hidráulico de la zona, que a su vez origina una continuidad en la gama cromática entre los materiales exteriores e interiores.

La planta baja se distribuye entre comedor con mesa de Lago, sillas de Vitra y lámpara de Foscarini, una cocina de Bulthaup integrada con el salón con sofá y mesitas de Stua, y una habitación con baño que conecta directamente con el patio.

En la primera planta, encontramos en primer lugar un estudio que vuelca sobre la doble altura de la escalera, con silla de Philippe Starck Cassina, mueble de Desalto y una estantería de MOGG.

A esta estancia le siguen dos dormitorios, un baño y una suite con baño privado. Espacios adaptados para un uso atemporal y prolongado, que permiten al usuario transformar sus necesidades sin necesidad de generar nuevos cambios en la distribución.

Los armarios de Caccaro, apliques de luz de Vibia, baños de Inbani, camas de Lago y ropa de cama de Missoni Home, aportan calidad en la decoración generando espacios útiles, de calidad y que además garantizan la durabilidad de un proyecto no-tempo.

Esta intervención de Pepe Cabrera Arquitectura e Interiorismo traslada la esencia de estar en el campo no sólo a los espacios exteriores de la vivienda, sino también a los interiores. Ca Lluís es pues en sí mismo, un proyecto de Pepe Cabrera donde confluyen tradición, vanguardia, arquitectura, interiorismo y paisajismo.

Localización: Xeresa.
Arquitectura e Interiorismo: Pepe Cabrera Arquitectura e Interiorismo.
Paisajismo: Pepe Cabrera Arquitectura e Interiorismo.
Constructor: Vives Pons.
Realización: 2018.
Fotografía: Adrián Mora Maroto.
Texto: Concha Rodrigo.

Estudio Pepe Cabrera

Desde 1939 el apellido Cabrera está asociado a la renovación constante y representa a un conjunto de profesionales que, a través de sus dos divisiones Alauna Arquitectos y Pepe Cabrera, no solo comparten un espacio sino que trabajan conjuntamente.

Arte. Creemos que el arte, como actividad inherente al propio ser humano, también debe estar representado en todas sus manifestaciones; no solo contemplamos las obras como complemento básico de nuestros proyectos, pretendemos que tenga un papel protagonista.

Cocina. Concedemos gran importancia al mundo de la cocina por lo que tiene su propio espacio en la zona Bulthaup, un nombre que a lo largo de los años se ha constituido en referente esencial y con un concepto diferenciado: “la cocina como espacio vital”.

Mobiliario. Disponemos de una selección de las más prestigiosas firmas intentando aunar tradición y modernidad, ofrecer el diseño más exclusivo pero partiendo, como principio irrenunciable, de la calidad intachable del producto.

Arquitectura. Contamos con un joven equipo de arquitectos, encabezados por Paula e Ignacio Cabrera Gil, cuya carta de presentación es nuestro propio edificio. Un concepto de arquitectura racionalista, funcional y atemporal, y un objetivo: crear el contenedor adecuado al tipo de contenido.

Interiorismo. En Pepe Cabrera llevamos a cabo todo tipo de proyectos de interiorismo, partiendo siempre de un estudio integral y buscando soluciones desde una perspectiva global. La “novedad” es una constante en cada intervención para garantizar soluciones individualizadas a cada cliente.

Fuente: Pepe Cabrera.

Compartir este artículo

Haz un comentario a este artículo

*