Lo último

Sillas que hicieron historia

Coblonal realiza grandes cambios estructurales en un ático de 95 m2 consiguiendo un amplio espacio donde reunir a la familia y a los amigos

0

Coblonal Interiorismo

Plaza de Tetuán, 9
08010, Barcelona,
Tel 93 218 09 99
info@coblonal.com
www.coblonal.com

Este ático de 95 m2, originalmente estaba dividido en dos pequeños apartamentos abiertos a una generosa terraza longitudinal. La propietaria de la vivienda, cuando sus hijos se independizaron, se replanteó su modo cotidiano de vivir y emprendió la reforma de la vivienda con la ayuda de los interioristas de Coblonal.

La propuestas de Coblonal implicaron importantes cambios respecto a la distribución original. Renuncian a una habitación, pero amplian y reunifican la zona social de la vivienda en un amplio y luminoso espacio que reúne salón, comedor y cocina.

La cocina se reubica en el espacio que ocupaba una de las dos habitaciones individuales en la distribución original.

Además de mejorar la zonificación de la vivienda, se consigue un amplio espacio social donde reunir a la familia y amigos entorno a una mesa. Ahora, con esta distribución abierta, preparar algo de comer se vuelve también una actividad social aunque manteniendo la disposición y proporciones de una cocina tradicional.

Un pequeño y sencillo despacho completa el conjunto que adquiere modularidad gracias a una enorme puerta corredera que queda totalmente integrada y casi invisible gracias a unos discretos tiradores blancos, por si se necesita intimidad o en alguna ocasión se necesita otra habitación.

Si en la distribución original un largo pasillo rodeaba la cocina para llegar a la zona social, ahora no queda rastro de pasillo alguno. En su lugar y frente a la puerta de entrada, se encuentra una zona recibidor que actúa como distribuidor y enlace entre la zona social y la zona de las habitaciones y los aseos. Desde él, se tiene acceso a una amplia habitación con ventana a un patio de luces interior, a un baño completo que le da servicio.

También se accede a una amplia habitación doble con baño suite y una pequeña zona vestidor con salida a la amplia terraza. El armario empotrado de esta habitación es la única pieza de obra que los interioristas han conservado de la distribución original..

Por último, la terraza ha sido completamente remodelada, así como los cerramientos que, con grandes ventanales, ofrecen una conexión fluida entre interior y exterior.

Debido a la orientación de la vivienda, mayoritariamente hacia el oeste, la vivienda dispone de una abundante entrada de luz solar por las tardes que se han tamizado sin necesidad de cortinas con la instalación de unas mallorquinas móviles.

La actuación de los interioristas de Coblonal se completa con la retirada de unas antiguas jardineras de obra que rellenaban el perfil poligonal exterior. De este modo, se gana amplitud y simplicidad para una terraza que se ha impermeabilizado por completo y recubierto con lamas de madera de teca, de igual modo que las divisoras con las terrazas adyacentes.
De acuerdo con los gustos de la propietaria de la vivienda, la iluminación, salvo las luces empotradas en los baños y en la cocina, se ha resuelto mediante piezas de diseño emblemáticas, que cumplen su doble función lumínica y estética.

Fuente: Coblonal Interiorismo.

Compartir este artículo

Haz un comentario a este artículo

*